Desde BRTnews, hemos tenido el placer de entrevistar a Javier Reyero, profesional con más de 20 años de experiencia en el mundo de la comunicación. Actualmente, trabaja como profesor universitario en la UFV de Madrid, formador especializado en habilidades directivas y comunicación y presentador del programa de Antena 3 “Centímetros Cúbicos”.

Como formador especializado en habilidades directivas y comunicación. ¿Crees que es necesario que todo directivo deba aprender técnicas, recursos y dinámicas cada cierto tiempo?

Más que necesario es imprescindible. Un directivo no sabrá exactamente que estará haciendo dentro de cinco o diez años. Pero seguro que seguirá hablando en reuniones, presentaciones, entrevistas personales o acciones comerciales. Hablar bien en entornos profesionales no garantiza la promoción, pero no hacerlo puede ralentizar ese progreso de la carrera personal.

¿Consideras que es difícil controlar y medir todo lo que se dice al hablar en público en determinados entornos?

Hablar bien en el entorno profesional es cuestión de formación, ensayo y práctica. Otra cosa distinta es cuando algunas personas, incluso líderes empresariales, intervienen en medios de comunicación con actuaciones en directo. En esos casos es más fácil cometer un error. La mejor improvisación es la improvisación preparada.

Ha llegado un momento en el que el mundo laborar esta sobresaturado ¿Qué formación necesita un periodista para ser competitivo en el mundo de la comunicación?

Todo lo que sirva para añadir a los conocimientos adquiridos en el aula. Las universidades tienen platós, estudios de radio, medios digitales… que no estén usándose al 110 por ciento de su capacidad es una lástima. Algo de lo que el alumno no suele ser consciente hasta que es demasiado tarde. No tener inquietudes fuera de lo estrictamente académico no es que reste: es que divide lo hecho

¿Crees que las redes sociales no son las mejores fuentes de información a la hora de tratar diferentes temas de actualidad?

Las redes son imparables para el “qué” Cualquier persona desde cualquier lugar y en cualquier momento puede ser testigo de algo y contarlo. Sin formación, con prisa, sin medir las consecuencias… Los profesionales y los medios están para contextualizar los hechos. Para detenerse en las otras dos preguntas claves más allá del qué: cómo y por qué.

Cuentas con 20 años de experiencia como profesor universitario ¿Crees que un estudiante del sector de la comunicación tiene que tener vocación?

Ha de tener interés. La vocación es algo más volátil de lo que podríamos pensar inicialmente. Por ejemplo. Yo tengo alumnos que llegan a la Universidad queriendo ser reporteros de guerra, presentadores de televisión o narradores de partidos de fútbol. Durante la carrera cambian sus intereses o sus prioridades. Algunos se vuelven muy pragmáticos e indagan en otros terrenos de la comunicación: entorno corporativo, periodismo especializado, etc. ¿Han perdido la vocación o han descubierto un nuevo interés profesional? ¿Tienen menos “vocación” ahora que cuando eran niños y soñaban con la parte más romántica del periodismo?

Para ver el resto de entrevistas: 

Entrevista a David Jiménez      //     Entrevista a Jorge Gallardo